Open/Close Menu
Powered by Meta4
Un espacio para los Profesionales de RRHH
rrhh y liderazgo
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone

“Las compañías ven la necesidad de liderazgo a todos los niveles, en todas las geografías y a lo largo de todas las áreas funcionales. Esta continua necesidad por nuevos y mejores líderes se ha acelerado”.

                                                                             (Bersin, Global Human Capital Trends 2014)

Trabajar el  liderazgo de las organizaciones se configura como una de las principales preocupaciones de los profesionales de RRHH en la actualidad. Así lo asegura el informe Global Human Capital Trends 2014: Engaging the 21st-century workforce publicado por Deloitte, que recoge las principales tendencias en el campo de la gestión del capital humano. Los resultados del estudio son claros respecto al liderazgo: mientras  que otras tendencias varían en función de la industria, el liderazgo se mantiene como asunto prioritario en todos los sectores, siendo la máxima prioridad en las economías desarrolladas y emergentes.

Conociendo estos datos, escuché con especial interés la conferencia del experto en liderazgo Luis Miravitlles en la jornada organizada por Madrid Excelente ‘La Excelencia en la gestión como ventaja competitiva’.  Bajo el título ‘Visión global, liderazgo y excelencia para triunfar’, Miravitlles, profesor del IE Business School, analizó en su ponencia cuales son los elementos necesarios para liderar la empresa excelente del s. XXI.

Pese a tratar el liderazgo desde un punto de vista de la gestión empresarial, la ponencia de Miratvilles me pareció sumamente interesante en la medida en la que las claves aportadas pueden ser de utilidad para los RRHH. Por un lado, es sabido y no hace falta entrar en detalle, que el director de RRHH corporativo ha de trabajar codo con codo con los líderes de la organización. Su trabajo está íntimamente ligado a la línea de negocio de la empresa y es una pieza fundamental para conseguir los objetivos empresariales y alcanzar el éxito. Por otro lado, trabajar el liderazgo y el talento es tarea propia de los RRHH. Las políticas de RRHH han de estar orientadas a reconocer el talento de los trabajadores y de los potenciales líderes, fomentarlo y retenerlo en la empresa.

Por tanto, entender sobre qué bases se asienta una empresa de éxito hoy en día y a qué retos se van a enfrentar los líderes de nuestras organizaciones en el escenario actual es fundamental para la realización del trabajo del profesional de RRHH.

Para Miratvilles, los principios del éxito son tres: compromiso, liderazgo y un sistema robusto “capaz de trabajar con personas capaces de desarrollar tareas de manera excelentes sin necesidad de ser extraordinarios”. La conjunción de los tres asienta las bases de “la empresa excelente en la actualidad”. Una empresa que  “ha de tener una identidad auténtica, orientada al valor y que provoque pasión para que todos los agentes del proceso intervengan, sobre todo los trabajadores”, según palabras del experto.

Para lograr este valor añadido, Miravitlles señala una serie de factores para su optimización:

  1. Orientación al cliente final.
  2. Responsabilidad social corporativa, basada en la reputación y transparencia.
  3. Alianzas estratégicas en un territorio competitivo a nivel mundial.
  4. Gestión del conocimiento para conocer qué ocurre a nuestro alrededor y en nuestros sectores.
  5. Ejecución impecable donde no hay cabida para los errores en la calidad
  6. Innovación continua basado en el uso inteligente de las TIC
  7. Innovación en la cadena de valores.

La consecución de este valor añadido pasa por involucrar a todos y cada uno de los miembros de la organización y ello se consigue a través de fomentar el compromiso del trabajador. Para Miratvilles, la clave para lograr una fuerza de trabajo comprometida es el liderazgo construido sobre tres competencias esenciales:

  1. Visión a largo plazo: cómo actuar en distintos escenarios y en diversas coyunturas que puedan darse en un futuro.
  2. Visión global: ver más allá del corto plazo y tener una pensamiento abstracto. Ser buenos interlocutores, aunque no seamos expertos en la materia que tratemos.
  3. Make things happen: conseguir que el equipo haga las cosas lo suficientemente bien.

A partir de las ideas concretas aportadas por Miratvilles podemos dibujar el perfil del lider ideal para conducir al éxito a la empresa del siglo XXI: un líder integrador capaz de involucrar a todos y cada uno de los miembros de la organización haciéndoles participes de la identidad de la empresa  y que motive en la búsqueda de ese valor añadido. Es tarea de los profesionales de los RRHH trabajar sobre todas las dimensiones de ese liderazgo.

Artículo por Irene Giménez Lozano.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone
Equipo Editorial

Sobre Equipo Editorial

Nuestro equipo editorial está compuesto por profesionales de diferentes países de habla hispana, que cuentan con una amplia experiencia en el sector Tecnológico de Recursos Humanos y con conocimientos que engloban diferentes disciplinas relacionadas con la gestión del talento en las Organizaciones.

Escribe un comentario:

*

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Copyright © Meta4 2016