Newsletter Glocalthinking

Subscribe to Email Updates

Featured Post

Recent Posts

Rescata el ingenio: cómo fomentar el desarrollo creativo en tus empleados

Creatividad-septiembre-

Si cogieras una hoja en blanco, ¿qué plasmarías en ella? Probablemente, la respuesta dependería de a qué edad nos hiciesen esa pregunta. Si nos la formulasen en la niñez y nos ofreciesen un folio y un lápiz, comenzaríamos a garabatearlo, dejando volar nuestra imaginación y pintando todo aquello que sintiésemos o pasara por nuestra imaginación.

Sin embargo, si este mismo proceso lo llevásemos a cabo cuando somos adultos, mediríamos mucho más nuestros trazos o incluso  dejaríamos ese folio en blanco. Y esto, ¿a qué se debe? La creatividad es una capacidad inherente a nosotros. Cuando somos pequeños, usamos nuestra imaginación para aprender, para generar nuevas ideas e inventar soluciones a las diversas situaciones que encontramos. No tememos preguntar, lanzar  nuestras propuestas, experimentar. Sin embargo, esta capacidad de generar nuevas ideas va disminuyendo con la edad, algo que se debe, en parte, a nuestro sistema educativo. Cuando comenzamos el colegio, las normas y los sistemas de evaluación, entre otros factores, nos catalogan y cohíben, obligándonos a adaptarnos a patrones ya establecidos. “El ser humano necesita la creatividad para llegar a la solución de los problemas; decimos que el emprendimiento es el futuro, pero en el sistema educativo actual lo anulamos porque cuando un niño contesta algo distinto a lo esperado, los maestros lo corrigen, y así van cercenando su capacidad de ser creativos e innovadores”, señala Petra M. Pérez, catedrática de Teoría de la Educación miembro del Instituto de Creatividad e Innovaciones Educativas de la Universidad de Valencia.

Por ello, debemos ser conscientes de la importancia de la creatividad y saber cómo potenciarla en el ámbito laboral.  Las personas creativas son aquellas que ven problemas que otros no han visto y los perciben como retos interesantes para abordar. Según Rita Gilvert, autora de Living with art, existen 8 características comunes en la gente creativa:

  1. Habilidad analítica: capacidad que nos permite identificar problemas, reconocer información importante y coordinar datos para tomar las decisiones más correctas.
  2. Fluidez: habilidad que origina la creación de nuevas ideas de manera espontánea y rápida.
  3. Sensibilidad: facultad mediante la cual percibimos estímulos externos a través de nuestros sentidos. Estos nos informan de las cosas que nos rodean, proporcionándonos información diferente.
  4. Flexibilidad: capacidad de cambiar de una idea a otra, dando respuestas variadas y modificando o moldeando nuestras ideas y superando nuestros propios límites.
  5. Originalidad: habilidad que nos permite aportar nuevas ideas, diferentes, únicas, rompiendo con los esquemas establecidos.
  6. Optimismo: capacidad que permite percibir las situaciones malas como oportunidades y desafíos para crecer, en definitiva aprender de los errores.
  7. Productividad: capacidad de generar nuevas ideas y llevarlas a la práctica de forma eficiente.
  8. Habilidad organizacional: habilidad que nos permite situar los factores en un orden correcto para llegar a nuestro objetivo final.

Por tanto, si en la escuela los profesores tienen el papel de instruirnos para mejorar nuestros resultados, para potenciar nuestra imaginación y para motivarnos a que descubramos nuestras inquietudes y las convirtamos en pasiones, en el ámbito profesional corresponde a la propia empresa la responsabilidad de generar inquietudes y dotar de los medios necesarios a sus empleados para impulsar su creatividad y mejorar así su productividad.

La creatividad en las empresas

Contar con profesionales con un alto potencial de creatividad  dentro de nuestras compañías, es un valor añadido que brinda a la empresa una gran capacidad de innovación, de generar nuevas ideas que refuercen el ADN de la marca, ayudando a incrementar sus beneficios y eficiencia.. Sin embargo, encontrar estas cualidades en nuestros empleados no resulta sencillo, ya que, tal y como hemos señalado, nuestra sociedad tiende a mimetizar la creatividad. Ken Robinson, educador, escritor y conferencista británico, señala en sus disertaciones que una de las causas por las que las personas no nos arriesgamos con nuestras ideas es por el miedo a fracasar: “Los niños arriesgan, improvisan, no tienen miedo a equivocarse; y no es que equivocarse sea igual a creatividad, pero sí está claro que no puedes innovar si no estás dispuesto a equivocarte, y los adultos penalizamos el error, lo estigmatizamos en la escuela y en la educación. Y no solo eso, sino que además en el mundo laboral, manejamos así nuestras empresas, estigmatizamos los errores”. En el ámbito laboral, la creatividad es un aspecto clave ya que mejora la productividad y eficiencia del negocio y otorga una gran ventaja competitiva a las marcas, posicionándolas en el mercado.

Pero, ¿qué deben hacer las empresas para impulsar la creatividad de sus empleados?

En primer lugar, hay que tener en cuenta que para que nuestros profesionales sean imaginativos deben tener un alto nivel de autoestima. Y para ello es importante motivarlos, generar estímulos positivos que les hagan estar  confortables en su entorno, para que puedan compartir sus ideas y respuestas más creativas. Pese a que nuestro mecanismo de trabajo es mecánico, lleno de reglas que guían sus pensamientos y no les permite desarrollar sus ideas, se debe apostar por fórmulas que impulsen su creatividad. Algunas de las pautas que pueden impulsar el desarrollo creativo son las siguientes:

  • Instaura un ambiente de trabajo creativo: establece un entorno proclive al desarrollo de su imaginación, con espacios abiertos, en el que los equipos puedan trabajar en conjunto, exponiendo sus ideas.
  • Potencia el Brainstorming: toda idea es bienvenida. Establece reuniones periódicas que faciliten una lluvia de ideas entorno a un proyecto, un tema o un problema en concreto. Deja que tus empleados sean imaginativos, propongan nuevas soluciones y deliberen entre ellos.
  • Genera confianza: proporciona confianza a tus empleados para que se sientan cómodos y capaces de aportar ideas.
  • Ofrece recompensas: genera interés en tus empleados para que den rienda suelta a sus ideas y motívalos para que participen con sus propuestas originales en concursos internos en los que puedan ganar algún premio.
  • Rompe con la rutina: crea nuevos objetivos que fomenten su participación con nuevas ideas para diferentes funciones.

Si bien es cierto que la inspiración llega siempre sin avisar, el establecimiento de ciertas situaciones en nuestra empresa motiva a que el pensamiento creativo esté más presente en nuestros empleados. Además de las pautas ya indicadas, hay un estado que debemos potenciar siempre en ellos: la felicidad.  Los profesionales que se sienten cómodos y orgullosos del trabajo que realizan y cuya experiencia laboral es muy positiva, son más proclives a desarrollar sus mejores facetas en nuestra compañía. Por eso, debemos generar este fuerte vínculo entre compañía y empleado a través de procesos y herramientas adecuadas que logren cautivarlos. Y es que, las personas siempre buscamos la felicidad, y es justo en ese estado de ánimo cuando proporcionamos nuestros mejores resultados.

La creatividad es la inteligencia divirtiéndose – Albert Einstein

por Pilar Albo (Social Media Specialist en Meta4)

Editorial

Nuestro equipo editorial está compuesto por profesionales de diferentes países de habla hispana, que cuentan con una amplia experiencia en el sector Tecnológico de Recursos Humanos y con conocimientos que engloban diferentes disciplinas relacionadas con la gestión del talento en las Organizaciones.

Meta4, with 1,300 customers in 100 countries, manages more than 18 million people worldwide. The company’s R&D&I center located in Spain (Madrid) develops HR applications capable of meeting local and global needs of all types of organizations. The editorial team is made up of professionals with over 15 years of experience in the HR technology field.

Tus comentarios:

BUSCAR EN EL BLOG

      Categorías

      see all